«Prefiero ganar el Mundial que el Tour de Francia»

Después de un 2018 espectacular y un inicio de 2019 arrollador, Alaphilippe es una primera figura mundial, pero en Francia aún le preguntan si va a ganar el Tour. Un periodista italiano se lo cuestionó también en San Remo. «Prefiero ganar el Mundial que el Tour de Francia», respondió.

Por su físico, 1,73 y 62 kilos, podría haber optado por convertirse en escalador, «pero eso va contra mi temperamento. Siento un nudo en el estómago antes de arrancar, y eso no ha cambiado con los años». En su organismo se da una preponderancia de las fibras rápidas sobre las lentas habituales en los ciclistas, deportistas de gran fondo.

Los técnicos resaltan su facilidad para aumentar la cadencia de pedalada en los momentos críticos, cuando la mayoría tiende a bajar dientes y abusar de desarrollo. «Es algo natural. No lo entrenaba, salía así», explica.