• Diariovasco.com
  • 47 Vuelta al País Vasco. 47 Euskal Herriko itzulia
  • UCI ProTour
  • Web oficial de la Vuelta al País Vasco 2007


¿Será suficiente 2:14 para ganar la carrera?

Vicioso cuenta con una gran renta. Sin embargo,3:40 no le bastaron a Rossi en 1986, ni 41 segundos a Suykerbuyk
en 1988. Pero Cuesta venció con 1:38.

Joseba Lezeta. Vitoria. DV.


No es la primera vez que una escapada bidón deja en el aire el desenlace de la Vuelta al País Vasco. Encontramos varios ejemplos sin necesidad de remontarnos demasiados años en el tiempo. Algunos de ellos terminaron con éxito para el autor de la escapada. En otros, en cambio, el corredor sorpresa aguantó más de lo esperado y se llevó un triunfo inesperado.

Tercera etapa de la edición de 1998. Terminaba en Viana. El equipo Once dominaba la carrera e Iñigo Cuesta, uno de sus componentes, se metió en una fuga con Pascal Hervé. Les dejaron hacer. Manuel Saiz, su director, con Jalabert en la recámara, vio la oportunidad de su vida para un ciclista fiel y trabajador. Abrieron hueco y llegaron a Viana con 1:38 de ventaja. Parecía ventaja suficiente ya que Cuesta andaba bien y se defendía en la contrarreloj.

Restaban dos etapas en línea y una crono de 25 kilómetros en Hernani. Jalabert apretó y al final sólo le sobraron tres segundos al de Villarcayo. Ganó por los pelos.

Cuatro ediciones antes, en 1995, la segunda etapa deparó una escapada de cuatro hombres camino de Vitoria, como ayer. Eran Duclos Lassalle, Igor González de Galdeano, Piccoli y Miceli, que llegaron por este orden. Cruzaron la línea de meta con 5:27, una renta enorme para pruebas de cinco días.

Jalabert y Zulle

Al día siguiente, Once, con Jalabert y Zulle, se puso manos a la obra. Llamaron a zafarrancho de combate en Puchetas, camino de La Arboleda. Sólo aguantó el italiano Miceli. En la siguiente etapa llegaban a Lekunberri. Subían Elgeta, Elosua, Urrazki, Azpiroz y Zuarrarrate, una jornada similar a la que espera mañana a los ciclistas camino de Oiartzun. Manolo Saiz ordenó un ritmo infernal que ahogó a Miceli. Perdió una minutada y el equipo amarillo dejó encarrilada una edición que finalizó en Lezo, en Jaizkibel, y en la que se impuso Zulle. ¿Saben cuánto perdió Miceli? 34 minutos y 22 segundos.

Los buenos aficionados con unos años a cuestas tampoco han olvidado la Vuelta al País Vasco de 1988. Luc Suykerbuyk (Zahor) aprovechó el marcaje entre los grandes favoritos para ganar en solitario en la cima de Ibardin. Aventajó en 41 segundos al ramillete de aspirantes: Kelly, Breukink, Gorospe, Pino, Delgado y Marino Lejarreta. Fue en la tercera etapa.

El holandés aguantó hasta el último día, cuando cedió ante el empuje de su compatriota Breukink. El líder del Panasonic atacó en Deskarga, que se subía en el primer sector, con Julián Gorospe. Limó la renta de Suykerbuyk y le remató en la cronoescalada entre Zegama y Oiartzun que puso punto final a la ronda. Breukink aventajó en 24 segundos a Suykerbuyk en la clasificación final.

La contrarreloj de Kelly

También entró en la historia con letras brillantes el duelo entre Sean Kelly y Maurizio Rossi en 1986. El desconocido italiano, compañero de Chioccioli en el Ecoflam Jolly, surgió entre la nieve en la primera etapa para vencer en solitario en Antzuola, con 3:40 de renta sobre el pelotón. Llevaba el dorsal 140, el último de la carrera.

No existían referencias sobre él. «Ya caerá», decían. Aguantó la segunda etapa, la tercera, la cuarta y hasta el primer sector de la quinta. Apenas le limaron diferencias, ni siquiera en la llegada a Ibardin.

Mantenía más de tres minutos de ventaja y la carrera era suya salvo hecatombe. Restaba únicamente la contrarreloj de 18,7 kilómetros en Andoain, en el circuito del primer Mundial de Donostia.

Ante la sorpresa de todo el mundo, Rossi se quedó sin triunfo. Sean Kelly, entonces en el equipo Kas, se salió y destrozó el cronómetro. No sólo eso, sino que a Rossi le faltaron 18 segundos. No se lo creían ni el holandés ni el italiano.
Cambian los tiempos, cambian los protagonistas, pero la situación sigue siendo la misma. Al menos, parecida. Nadie quiere tirar del pelotón y la prueba se complica. ¿Bastarán 2:14?.



Más información

Punto radio
El primer resumen de la jornada en la 106.2

Teledonosti
TD ofrecerá el resumen con las mejores imágenes de la etapa, entrevistas con los protagonistas y diseño de la jornada del día siguiente.

Porra Vuelta País Vasco